Skip links
sostenibilidad corporativa

Verificación acreditada de la Información de Sostenibilidad Corporativa

Ha sido aprobada la Declaración por la verificación acreditada de la Información de Sostenibilidad Corporativa. El Consejo ha dado su aprobación definitiva a la Directiva relativa a la presentación de información sobre sostenibilidad por parte de las empresas. Es decir, esto implica que pronto se exigirá a las empresas que publiquen información detallada sobre cuestiones de sostenibilidad. Reforzando así la rendición de cuentas de las empresas y evitando las discrepancias entre las normas de sostenibilidad. Con el fin de facilitar la transición hacia una economía sostenible.

El texto aprobado por unanimidad en el pleno del Comité de la Asociación Española para la Calidad. La propuesta de directiva, plantea como objetivo mejorar la información que las empresas ofrecen al mercado sobre sostenibilidad, garantizando, entre otras cuestiones, su mayor fiabilidad y comparabilidad. La exigencia de su verificación es una de las novedades que se introducen con tal fin. En la práctica, las empresas tendrán que presentar información sobre como afecta su negocio a la sostenibilidad.

Nuevas normas para la presentación de información en materia de Sostenibilidad Corporativa

Las nuevas normas sobre presentación de información sobre Sostenibilidad Corporativa se aplicará tanto a grandes empresas como aquellas que cotizan en mercados regulados, excepto las microempresas cotizadas. (Estas empresas tendrán también la responsabilidad de evaluar la información relativa a sus filiales).

La obligación de presentar un informe de sostenibilidad se aplica a todas las empresas cuyo volumen de negocios neto en la UE supere los 150 millones de euros y que tengan al menos una filial o sucursal en la UE que supere determinados umbrales. Esas empresas deben informar sobre sus efectos ambientales, sociales y de gobernanza (ASG).

El Grupo Consultivo Europeo en materia de Información Financiera (EFRAG) deberá elaborar proyectos de normas europeas. La Comisión Europea adoptará la versión final de las normas como un acto delegado, tras consultas con los Estados miembros de la UE y una serie de organismos europeos.